Foro Económico Mundial

Proyecto global en la lucha contra la corrupción

El Foro Económico Mundial lanzó hace poco un documento muy interesante titulado El Futuro de la Confianza y la Integridad. Un proyecto que intenta transformar a la lucha contra la corrupción dentro de la llamada Cuarta Revolución Industrial en la que está involucrado todo el planeta.

Este proyecto identifica tres dimensiones importantes de este fenómeno: la primera tiene que ver con los asuntos que se desarrollan en el mundo institucional, la segunda es lo relacionado con el comportamiento humano alrededor de los negocios entre empresas y gobiernos, la última se enfoca en cómo la tecnología podría ayudar a sistematizar y evitar las malas prácticas y la corrupción.

La iniciativa busca básicamente mejorar la legislación y las políticas a nivel mundial y mejorar y desarrollar nueva tecnología para controlar los procesos que eviten la corrupción, pero basados en soluciones: definir modelos de B to B, (negocios a negocios) y B to G (negocios a gobiernos) con el fin de evitar el intermediarismo; y acciones regionales formales e informales anticorrupción. La primera fase de este proyecto inició en el 2017 para la región de Latinoamérica, específicamente en México, Argentina, y Sudáfrica.

Resulta interesante que un grupo de empresas globales como Facebook, IBM, MasterCard y Microsoft, buscan dentro del marco del Foro Económico Mundial que la tecnología proponga modelos innovadores que ayuden a encontrar soluciones a los 7 sistemas de mayor vulnerabilidad a nivel mundial.

La tecnología deberá encontrar soluciones y modelos que ayuden a desarrollar tecnologías de transparencia, la creación de modelos de alerta y educación pública, generar una mejor transparencia y gobierno abierto, crear sistemas que eviten y den seguimiento a los flujos ilícitos de operaciones financieras, aumentar la integridad en los negocios, reforzar las leyes y el reforzamiento del estado de derecho y generar acciones colectivas en contra de la corrupción.

Como podemos ver, la educación y la tecnología son la base fundamental de cómo se puede atacar la corrupción; es preocupante ver que en nuestro país nos hemos rezagado en definir el sistema legal para atacar la corrupción y desafortunadamente, por problemas de visión y de presupuesto, el nuevo gobierno no está tomando en cuenta el factor tecnológico en la guerra contra de la corrupción.

Referencia

Herrera, V. M. (2018). Proyecto global en la lucha contra la corrupción. Forbes. México.